Llegan las Fiestas y envolver regalos suele ser el nuevo deporte de las festividades. Con las nuevas tendencias de regalos eco-friendly o “hechos en casa”, se suelen presentar diferentes situaciones ante las que los regalos no vienen ya envueltos o en la típica bolsa del local. Entonces, el obsequiador es el que debe encargarse de envolverlo, pero, ¿cómo?

La personal organizer Brenda Haines mostró en el portal Infobae las claves para convertirse en todo un experto a la hora de envolver un regalo. Además, la especialista reveló cuáles son los materiales y papeles que se pueden utilizar para realizarlo de una manera original y sin complicaciones.

Todas las herramientas son fáciles de conseguir y están pensadas para que cualquier persona en menos de 1 minuto pueda envolver un regalo: papel barrilete rojo, estampado y de madera; cintas de colores verdes, rojo y dorado siguiendo la línea de Navidad; cinta alpillera; y como forma de colgante se utilizaron bastones de caramelo, estrellas de madera escritas con marcador dorado, cascabeles y postales navideñas.

Para el primer modelo se utilizó un papel barrilete color rojo. También se hizo uso de cinta adhesiva, y un combinado de cintas verdes y doradas junto con un colgante de una imagen de reno para completar el regalo.

“Lo que es primordial para comenzar bien son las medidas. Después uno de los mejores toques para el regalo es la pasada de cintas y el colgante que le agrega color”, afirmó Haines.

Para aquellos que elijan los papeles estampados, la decoradora optó por contrastar un poco el papel con las cintas y bastones. Además, eligió la combinación de tres cintas, entre ellas la alpillera, así como un bastón de navidad y una estrella con el nombre del que recibirá el regalo.

“La cinta alpillera es una buena opción para contrastar el estampado del papel, que si bien es tranquilo también necesita bajar un poco. En vez de poner el nombre con lapicera sobre el papel, es bueno optar por un colgante con el nombre”, enfatizó.

Por último, para aquellos que opten por lo clásico, está el papel madera, que se puede combinar también con más colores y texturas. La decoradora eligió en esta ocasión combinarlo con cintas y tarjetas de Navidad.