El secretario de finanzas de la municipalidad de Río Grande, Diego López, se refirió al polémico proyecto del ejecutivo, que crearía el programa PROGRESO, que serviría para asistir al sector privado ante la crisis de la pandemia.

Según el titular de la AREF, Oscar Bahamonde con el proyecto “no se vulneran derechos”, pero para López, el proyecto “implica un gran esfuerzo fiscal para los municipios”.

“El artículo controvertido es el 14, porque permite el uso discrecional de modificaciones de los ingresos brutos, sin la necesidad que pase por la autorización del cuerpo legislativo. Tiene cuestiones que no son claras”, dijo López por Fm Del Pueblo.

“No sabemos a quienes se va a beneficiar, si los montos de estos tributos son coparticipables, van a ser recursos que vamos a dejar de percibir, tampoco dice cuáles van a ser los montos. Hay que conocer la merma de estos recursos por parte del municipio”, pidió el funcionario.

Y explicó que “no estamos en contra del proyecto, sino de asegurar que esos fondos vayan a donde más los necesitan”.

López solicitó “una convocatoria a todos los sectores que se ven atravesados por este proyecto, que debe consensuarse con un dialogo previo”.

“Veníamos de una caída en los recursos, y con atrasos de la coparticipación que sigue estando en los 90 días, por un valor de $350 millones. A esto se suma este nuevo elemento de merma tributaria”, aseguró.

Y pidió “establecer un mecanismo de compensación para los municipios”.

López se refirió a los $2000 millones de pesos que el proyecto dedicaría a la capitalización del Banco para el otorgamiento de créditos y para el financiamiento de obra pública, y cuestionó: “Cuántos de esos millones se van a distribuir a estos canales?. No se establecen cuestiones básicas como los montos de estos créditos ni a que tasa. Se entiende que se van a dar créditos a tasa cero”.

Pero para el legislador oficialista Federico Greve, el otorgamiento de los créditos “quedarían a criterio del Banco”.

“Hasta ahora no se han entregado más de 100 créditos”, afirmó López.

En cuanto al anexo de obras en el proyecto, para López “falta información porque no sabemos cuál es el valor de las obras. Si se tiene en cuenta las obras de Río Grande, abarcarían la totalidad del monto”.

“Nuestro objetivo es garantizar que la ayuda se direccione correctamente, para evitar la redirección de los fondos en gastos corrientes. No estamos hablando de los sellos, ni del régimen simplificado, sino del artículo 14, desconocemos, porque no está especificado, a quienes van a llegar esos beneficios”, concluyó.