El presidente Alberto Fernández anunció que mandará un proyecto de ley para congelar los alquileres, las cuotas de los créditos hipotecarios e impedir desalojos. La decisión forma parte de un paquete de medidas que el gobierno puso en práctica para tratar de amortiguar el impacto económico que genera el aislamiento obligatorio.

Reveló que dialoga con el titular de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; para avanzar con esa iniciativa en los próximos días y les pidió a los argentinos que “estén tranquilos”.

“A los que la están pasando mal los vamos a ayudar, que nadie se inquiete, es una tormenta que va a mojar más a algunos que a otros, pero la pasaremos”, afirmó.

La posibilidad de que muchas familias no puedan afrontar los pagos de las cuotas de los alquileres es una de las eventuales consecuencias de la caída en los ingresos que se verá en algunos sectores por el parate en la actividad económica.

De manera tal que se barajan varias opciones que quedarán sobre la mesa de discusión parlamentaria. Entre ellas, desde que se diferencia entre vivienda única y no, normas para las renovaciones de alquileres que se den en medio de la crisis, hasta que, según los casos, pueda pagarse una parte del alquiler, o incluso directamente diferirlo.

Desde las cámaras inmobiliarias señalaron en los últimos días las dificultades por las que atraviesa hoy el mercado de los alquileres. El país y el mundo atraviesan una situación muy complicada. Hay personas que tuvieron que alquilar en otro lado para dejar la vivienda en la que se encontraban; sin embargo, no hay quien realice mudanzas, además de que no se pueden firmar contratos porque las oficinas se encuentran cerradas.

Por otro lado, la Federación de Inquilinos Nacional -organismo que agrupa a distintas organizaciones de inquilinos- expresó su preocupación por la situación de los argentinos que alquilan. “En el transcurso de estos días se han anunciado diferentes medidas urgentes y extraordinarias para paliar el impacto económico y social del COVID-19; creemos fundamental como urgente llevar adelante medidas para los inquilinos e inquilinas por el plazo de 60 días”, señalaron.

A su vez, volvió a defender la decisión del gobierno nacional de dictar la cuarentena obligatoria para toda la Argentina y reiteró el pedido para la ciudadanía de que se quede en su casa respetando el aislamiento con el objetivo de combatir de manera más eficaz el avance del coronavirus.

“El mundo nos pone de modelo porque tomamos las precauciones de cuarentena antes que nadie”, expresó el presidente en diálogo con Cortá por Lozano, por Telefe. En dicho sentido, sostuvo que desde el gobierno hicieron “todo lo posible para que el contagio sea paulatino”, pero para que se cumpla “hay que respetar la cuarentena”.

Fernández eligió hablar sobre lo que sucede en Italia y España, donde el Coronavirus avanza vertiginosamente, para solicitarle a los argentinos que adquieran conciencia y cumplan las normas impuestas en este tiempo donde se combate contra la pandemia. “Miren la tasa de mortalidad en España e Italia”, expresó.

También expuso que el número de contagiados aumentará en los próximos días, pero que esas personas pertenecen al grupo que se contagió antes de que comenzara el aislamiento obligatorio. “El contagio va a existir. No hay que intranquilizarse por que los números de contagiados suban. Eso va a pasar”, manifestó.

Cabe destacar que el jefe de Estado reitera cada vez que puede el pedido para que los argentinos se queden en sus casas. “No son días de paseo, no son vacaciones. Es la forma de contribuir para disminuir el riesgo”, afirmó.

Se refirió a la posibilidad de extender la cuarentena y a los posibles escenarios que se encuentre con el avance de los contagios. “Por mucho que nosotros podamos estimar escenarios, todo escenario se vuelve incierto si la gente no toma su parte”, aseguró. Luego agregó: “Por lo pronto el martes que viene termina la cuarentena, vamos a ver ahí en qué punto estamos. Si es necesario, la voy a prolongar, porque entre la economía y la salud elijo la salud”.

“Todo está en prueba, todo es experimento. Solo sabemos la velocidad de contagio y hagamos todo lo necesario por no contagiarnos. Tenemos que encerrarnos en nuestras casas para eso. Sé que esto genera ansiedad, malestar, enojo. No tratemos de apurar una decisión que no puedo tomar hoy, no sé realmente cómo va a evolucionar esto”, puntualizó el presidente de la Nación, Alberto Fernández.