El municipio de Río Grande continúa con controles en diferentes puntos de la ciudad, tanto en el horario diurno como nocturno. Cabe destacar que en base a las inspecciones realizadas la semana pasada se detectaron 17 casos de alcoholemia positiva y 21 casos de personas que no tenían los papeles en regla.

Del total de conductores con alcohol en sangre 2 tenían entre 0.5 a 0.8gr, 5 personas tenían entre 1.2 y 1.5 gr, 8 personas tenían entre 1.5 y 3.0gr. Además hubo 2 personas que se negaron a hacer el alcohotest, por lo que se los consideró como casos positivos.

En cuanto a las edades, 6 personas tenían entre 17 y 25 años,  7 personas entre  25 y 40 años y 2 conductores de más de 40 años.

Además se detectaron 21 casos que no poseían la documentación en regla, 1 persona que estaba inhabilitada para manejar y 1 persona que transitaba a una mayor velocidad de la permitida.