Se trata de una mujer que ingresaba en el vuelo de las 7:45 proveniente de Buenos Aires, que portaba cerca de 2 kilos de cocaína.

El scanner detectó elementos dudosos en el equipaje de la mujer, que al momento de iniciar una revisión más exhaustiva de la valija, el personal de Aduana en conjunto con la PSA, detectó los estupefacientes.

En estos momentos se está llevando adelante el procedimiento en la zona de arribos.

Según el secretario de seguridad Javier Eposto, “el control de valijas de aeroparque no dio positivo, pero tuvimos la suerte de que el personal operando el escáner en Río Grande encontró un paquete de café con doble fondo donde estaba la droga”.

El funcionario explicó por Fm Aire Libre que en el aeroparque de Buenos Aires “si la carga que llevaba esta persona pasó el preembarque y el control no fue fino para detectar la droga, pero si venía en la bodega pasó el control de una empresa privada que tampoco la detectó. Lo importante es que Tierra del Fuego tiene doble control, cuando sale y cuando llega”.