Se trata de más del 75% de los trabajadores, que se encuentran manteniendo una medida de fuerza en las puertas de la planta. Desde el ministerio de trabajo se expidieron a favor del reclamo de los trabajadores, ahora, esperan una medida cautelar que podría beneficiar a aquellos que fueron despedidos durante la conciliación obligatoria.

“Estos despidos en plena conciliación obligatoria hablan de una empresa que no está solucionando los problemas. La medida cautelar todavía no la tenemos, entendemos que desde el juzgado se ha avanzado por la denuncia que realizamos, y la medida cautelar podría apoyar el motivo para que ellos puedan ingresar”, dijo Javier Álvarez, el secretario general de petroquímicos y químicos.

“Los tiempos de la justicia no son los de los trabajadores. Sabemos que el reclamo es legal y está avalado por el ministerio. Esperamos el sumario del ministerio de trabajo”, agregó Álvarez.

Luego de la conciliación obligatoria habría reingresado entre 10 y 12 de los trabajadores. “Recursos humanos no toma decisiones, es un ida y vuelta de cartas documentos, pero de proyectos o de audiencia, nada, y de los representantes reales, no aparece ninguno”, manifestó Álvarez por Fm Aire Libre.

“La intención de ellos es desgastar y que los trabajadores asuman cobrar lo que ellos quieren, pero los compañeros entienden lo que quiere hacer la empresa, y entienden cuáles son sus derechos. Con estas empresas que avanzan sobre los derechos de los trabajadores, no queda otra”, concluyó el dirigente.