Por Esteban Parovel.

El elenco de Boxing Club de Río Gallegos le propinó este domingo, por la tarde, una dura derrota al Club Atlético de la Educación Fueguina en el cruce de ida correspondientes a las semifinales del presente Torneo Anual Clasificatorio, que organiza el Consejo Federal, y entrega tres plazas de ascensos a la Patagonia con vistas al Torneo Regional Federal Amateur, que se disputará a partir de enero del año entrante.

El conjunto de la capital santacruceña dio muestras de contundencia y eficacia para obtener un triunfo sin fisuras, por 4 a 1, en el cotejo desarrollado en el Estadio Hugo Lumbreras, de la localidad de Ushuaia; y dejó casi sellado su pasaporte a la gran final por el sitio de ascenso que es destinado a Patagonia Sur, que componen los equipos de Ushuaia y Santa Cruz.

Los goles de la victoria, que jamás estuvo en riesgo para los galleguenses, fueron convertidos por Cristian Bustamante, con una soberbia media vuelta y Gonzalo Mieres, que definió cruzado; ambos en la primera mitad, para el 2-0 parcial. Posteriormente, en el complemento, Gonzalo Mieres se zambulló en palomita, luego de una estupenda tapada de «Nacho» Biott (que volvió al arco y tuvo un par de tapadas muy buenas), para el 3-0; que fue aumentado por Cristian Ponce, casi al cierre del partido. Sobre los últimos instantes, «Gabigol» Cejas marcó de penal para CAEF y dictaminó el descuento para el 4 a 1 final sobre el epílogo mismo de la primera semifinal.

Sólido andar de todo el equipo visitante, que jugó sin fisuras en todas sus líneas. El arquero Eduardo Martínez brindó seguridad permanente y tuvo mucha solvencia a través del juego con el pie siendo salida constante para su conjunto; la pareja de centrales, Giménez y Busso, estuvo firme y férrea para contener al frente de ataque de CAEF; los laterales Duarte y De la Rosa, se proyectaron y cerraron los caminos de posibles desbordes por las bandas; los volantes con acople permanente, el central Frias para cortar y ordenar, el «10» Reyes para crear y romper con su habilidad, y que se junten los atacantes; los dos de los costados, Berchi y Bustamante, profundidad y apertura de campo para llegar al fondo y mandar centros venenosos; y los dos atacantes Mieres y Ponce movedizos, incisivos y, fundamentalmente, goleadores. Incluso, los ingresos de Aranda y Maciel revitalizaron la ofensiva visitante y fueron protagonistas, también, en los últimos gritos. Todo. Sobresaliente de donde se lo evalúe.

Si hay algo que uno debe destacar de los pibes de CAEF es que jamás resignaron su identidad de ir a buscar hacia adelante, fue con más entrega y corazón que ideas futbolísticas. En el segundo tiempo, especialmente, con el salto al campo de Pérez, tuvo un par de opciones pero falló en la puntada final. El «Pollo» Baumgartner y su especial temperamento en el medio fue de lo mejor del equipo, que, por virtudes lógicas del rival, no encontró demasiado juego asociado.

Con este resultado, el Boxing Club de Río Gallegos, que había concluido como el mejor de la Zona «6», que integraron los equipos santacruceños, ya encamina su acceso a la gran final por el ascenso. Ahora deberá defender la ventaja alcanzada en su cancha el próximo fin de semana.

Camioneros igualó de visitante

Por su parte, el otro equipo de Tierra del Fuego, Camioneros de Río Grande, consiguió un positivo resultado en su visita a Pico Truncado. El Camión Verde empató sin goles con Defensores de esta localidad; y de esta manera, dejó abierta la posibilidad de sellar el avance a la final en Río Grande.

Justamente, el conjunto de Pedro Velázquez cuenta con ventaja deportiva, y en caso de disputar la final por la plaza al Torneo Regional Federal Amateur, jugará el compromiso de ida en condición de huésped y cerrará la serie en calidad de anfitrión, al haber sido el mejor clasificado de ambas zonas (5 y 6) con puntaje perfecto.