Desde la justicia se investiga un confuso episodio que se produjo en horas de la noche del miércoles en la ciudad de Río Grande.

Pasadas las 21 horas, ingresó a la guardia del Hospital Regional Río Grande un bebé de un año y 8 meses de edad, el cual momentos antes, habría sufrido un accidente doméstico, habrían informado sus padres a los profesionales médicos. El pequeño se habría sufrido una caída por las escaleras de su vivienda ubicada sobre calle Alfonsina Storni al 500 del barrio CGT de la ciudad de Río Grande.

Tras ingresar al nosocomio, se lo revisó y constató que presentaba un politraumatismo severo en la zona craneal, por lo que se procedió al traslado hacia el sector de Terapia Intensiva Pediátrica, quedando internado y con pronóstico reservado.

Desde el propio nosocomio y producto del protocolo, se dio intervención al personal de la Comisaría de Género y Familia, quienes a su vez, informaron a las autoridades judiciales.

Si bien, se está investigando lo que ocurrió con el bebé, fuentes policiales indicaron que la información brindada por los progenitores y las lesiones sufridas por el pequeño, coincidirían con el hecho ocurrido.