Así lo afirmó Mariana Hruby, la presidenta de la Obra Social del Estado, en el ojo de la tormenta por los problemas que viene arrastrando la institución por falta de medicamentos y, según los empleados, por falta de personal.

“Tengo un montón de empleados que hoy no quieren trabajar, y tenemos 214 empleados”, afirmó Hruby por Radio Provincia Ushuaia.

“Si yo estoy acá es porque tanto el gobernador como la vicegobernadora me pusieron acá, sino no lo estaría”, dijo.

Y agregó: “Llegué en mayo del 2020 y encontré una obra social financieramente destruida y estamos tratando de revertir eso con cambios de fondo en las licitaciones de medicamentos y con una reestructuración interna”.

En la mañana de hoy, los trabajadores volvieron a reclamar en las puertas de la Obra Social por la cuestión salarial. Además pidieron un ordenamiento institucional para llevar adelante los tramites de atención a los afiliados.

Si bien se están comprando medicamentos, la farmacia de la Obra Social aún no cuenta con la mayoría de los mismos, lo que genera malestar entre los afiliados. Además, se comunicó que desde marzo, la Obra Social se quedaría sin servicio de odontología.

Los trabajadores denunciaron la falta de personal en varios lugares, lo que deja expuesto un problema interno entre el sindicato y la dirección de la institución.