El padre de una supuesta víctima de abuso sexual, que forma parte de la Agrupación Civil Pañuelos Amarillos, fue advertido por la justicia ya que podría quedar detenido luego de los disturbios provocados en la casa del acusado.

La denuncia por abuso data del 2019, cuando el acusado tenía 17 años, y era inimputable. Hoy está libre.

Dos meses atrás, el padre de la supuesta víctima se dirigió a la vivienda del acusado y le rompió los vidrios.

“Llegó un momento en que, cenando con mi familia, mi hijo rompió en llanto, me dio tanta amargura y bronca que fui a escracharlo a su casa y le rompí los vidrios. Fui con mi hermana y terminamos detenidos”, relató Javier, por FM Masters.

“En el momento dijimos que no íbamos a pedir disculpas y la semana pasada me llaman de la Fiscalía, y me dicen que puedo quedar detenido un mes si no le pedía disculpas. Eso me dio bronca porque la justicia se encarga de estos hechos menores, en cambio, esa basura de persona está libre”, agregó.

“Estoy indignado con la justicia. Mi hijo tiene el daño de por vida y yo no voy a parar hasta verlo preso. No es el único caso, tiene una o dos causas más. No le pienso pedir disculpas”, concluyó el hombre.