La iniciativa surge de la  Asociación Antidroga de la República Argentina, quienes proponen  realizar un control al inicio del ciclo lectivo, apartar a los docentes que necesiten tratamiento y tener un seguimiento de los mismos hasta que puedan volver a ocupar sus cargos.”No queremos generar una persecución, sino que el Estado ayude a los docentes”, explicaron desde la ONG.

La iniciativa, impulsada por la Asociación Antidroga de la República Argentina (AARA), busca apartar a los docentes que presentan alguna adicción de las aulas para que reciban el tratamiento adecuado.

“No queremos genera una persecución a los docentes, sino que el Estado los ayude a tratar sus adicciones. El docente es alguien que está frente a 40 alumnos, seis horas por día. Tenemos que cuidarlo y también tenemos que garantizarle a los padres que es alguien que está en sus cabales”, explicó el titular de la ONG, Claudio Izaguirre, en declaraciones a minutouno.com.

Izaguirre indicó que el 12 % de los docentes de todo el país tiene graves problemas con las drogas o el alcohol.

“Ahora que van a comenzar las paritarias, viene bien debatir este tema. Yo no creo que los docentes tengan problema en realizarse los estudios”, planteó, aunque reconoció que “el nivel de consumo dentro de los gremios es muy alto”.

Sería importante que los sindicatos acompañen esta medida porque es una manera de cuidar a las personas que forjan el futuro de los niños del país”, finalizó Izaguirre.