A casi una semana de asumir la intervención en los Bomberos de Tolhuin, Pedro Franco continúa llevando adelante las directivas del Ejecutivo, que según el mismo Franco, persiguen el objetivo de “transparentar la institución”.

“Uno de los problemas es que desde 2014 no existen balances en la institución. Teniendo en cuenta que la última intervención duro tres años, nos encontramos con este panorama y uno puede sacar conclusiones”, dijo Franco por Fm Masters.

En estos días ya se designó a un nuevo Jefe operativo y se están elaborando informes sobre los balances en cuestión, requeridos por la IGJ. Si bien Franco dijo “no tener límite de tiempo”, la intervención había sido dispuesta por un período de seis meses.

“Estamos trabajando con varios frentes, con equipamiento del personal, y con la regularización, una tarea muy compleja. Una vez que esté regularizado, llamar a elecciones, porque uno es interventor y no puede quedarse eternamente. Hay que llamar a elecciones y que quede constituida la comisión directiva como corresponde”, afirmó Franco.

El lunes, la IGJ notificó a la última comisión directiva, compuesta en el 2016, para que vuelvan a presentarse con la documentación requerida y poder llegar a una situación regular.

Mientras tanto, los Bomberos continúan recibiendo los fondos públicos, ya que se los considera como un servicio esencial.

“Acá lo que interesa como asociación civil es presentar los balances a la IGJ”, dijo Franco, y agregó: “Queremos llevar la tranquilidad a Tolhuin que el servicio operativo está garantizado”.