El grupo empresario emitió un comunicado este fin de semana y solicitó que se retomen las “tareas habituales bajo apercibimiento de despido con justa causa” por la medida de fuerza en IATEC, que se mantiene desde el último miércoles.

El Grupo Mirgor, propietario de la firma IATEC, emitió otro comunicado de advertencia al personal por el conflicto que derivó en un paro de los trabajadores desde el último miércoles.

El escrito informa que este lunes “serán enviadas intimaciones formales a todos los colaboradores para que tengan la constancia de incumplimiento” con respecto a la paralización de las actividades y el no acatamiento a la conciliación obligatoria dictaminada por el Ministerio de Trabajo de la Nación.

En el mismo párrafo el grupo empresario solicitó que “se retomen sus tareas habituales bajo apercibimiento de despido con justa causa en los términos del Art. 242 de la Ley de Contrato de Trabajo”.

“Mirgor ya ha enviado notas a la Federación UOMRA y también a la Seccional Río Grande para que intervengan en la situación y para dar aviso de estas acciones que se tomarán por parte de la empresa. Ambas delegaciones sindicales han manifestado que no están de acuerdo con las medidas tomadas por el cuerpo de delegados de IATEC de no respetar la conciliación obligatoria”, señaló, por otra parte, el documento enviado por correo electrónico.

“La empresa reitera su total disposición para analizar y discutir todos los puntos que sus colaboradores plantean a través de sus representantes sindicales, una vez que se acate la conciliación obligatoria dictada por el Ministerio de Trabajo de Nación. De esta manera se cumplirán las vías legales y los acuerdos de diálogo firmados entre el sindicato y la compañía”, concluyó el comunicado.

Durante este sábado el personal de IATEC se convocó en las puertas de la planta de autopartes y realizó una asamblea multitudinaria, con la presencia de decenas de familias.

En su alocución a los presentes, el secretario de Organización de la UOM Río Grande, Ángel Gordillo, valoró la convocatoria y expresó que fue “una clara demostración que no solo los delegados estamos reclamando sino que están los compañeros y compañeras reclamando cada uno de los puntos planteados a la empresa.

“Plantean que tienen la voluntad de sentarse a discutir. Nosotros planteamos en cada una de las asambleas, el viernes y el lunes, una nota para que se sienten en la mesa. Hicieron silencio. Estuvieron en Río Grande e hicieron silencio. El día miércoles le volvimos a presentar una nota planteando la decisión de que se sienten en una mesa donde nosotros trabajamos, para sentarse a discutir”, enumeró.

“Fueron al Ministerio a buscar la conciliación obligatoria y los compañeros y compañeras votaron el no acatamiento a la conciliación. Tienen que entender que los compañeros y compañeras quieren la mismas condiciones para todos los compañeros: que respeten nuestros reclamos, que nos paguen como corresponde, recuperar las asignaciones familiares que se perdieron el año pasado por la liquidación de empresa y que dejen de manosear a los compañeros y compañeras contratados que vienen hace mucho tiempo trabajando para este grupo y de esa manera pudieron adquirir otras empresas”, apuntó el dirigente gremial.

“Queremos la igualdad, no pedimos nada extraordinario, que la empresa se siente a discutir acá, donde trabajamos, no en el Ministerio de Nación.  Si no se quieren sentar estaremos firmes como hoy, la única lucha que se pierde es la que se abandona”, cerró ante los presentes.

Cabe mencionar que el propio Gordillo fue señalado por el Grupo Mirgor como el principal “líder” de la medida de fuerza, en el cual consideran que no se respetó “ninguna de las vías legales prevista para hacer los reclamos que considera y además convocó a los trabajadores a asambleas presenciales que violaron los protocolos sanitarios de cuidado”.