En la madrugada del viernes, un joven de 22 años, se disparó en la sien utilizando el arma -calibre 9 milímetros- de su padre.

El joven fue traslado de urgencia al hospital, llegando con vida, pero a las 18.45 fue diagnosticada la muerte cerebral. Fue sostenido mecánicamente con un respirador y en coma farmacológico a fin de sostener su organismo para la viabilidad de una ablación de órganos. Efectivamente al caer la noche se informó del deceso total del joven.

El trágico hecho ocurrió en la calle Balbín al 2800, zona de Chacra IV. Según el reporte de la Policía, se determinó que era un auto atentando sin intervención de terceras personas. Asimismo, el arma utilizada estaba debidamente registrada.

 

Fuente: Resumen Policial.