La concentración se hará en el predio del encendido del arbolito a las 16 horas. Son 5 madres que se unieron hace 2 meses en Río Grande para pedir justiciar real y efectiva para sus hijos e hijas.

Por Fabiana Morúa. Hace unos meses, 5 madres de Tierra del Fuego se unieron al movimiento de Pañuelos Amarillos. Tiempo Fueguino dialogó con Ivana Miranda, una de las integrantes de grupo.

Le consultamos sobre este movimiento de pañuelos amarillos, el cual “comenzó hace aproximadamente 2 meses acá, en Río Grande, pero ya viene desde hace 3 años a nivel nacional”; expresó.

“Somos 5 mamás que estamos trabajando en la búsqueda de justicia para nuestros casos porque el tiempo que ha pasado desde que se hicieron las denuncias es muchísimo”; sostuvo Miranda.

Sobre el objetivo de este movimiento es “justicia, ante todo, en nuestros casos; en todos los casos y causas de abusos que los tiempos judiciales sean más rápidos al ser algo tan delicado y que se condene como tiene que ser”.

También “sería bueno que se comenzará a implementar la prisión preventiva una vez procesados o con una cámara Gesell contundente, ya que consideramos que es un riesgo para la víctima y sus familiares que los abusadores denunciados pasen todo el proceso judicial libres como si nada. Eso sería lo ideal”; afirmó esta madre.

Paralelamente, “el domingo 25 de este mes a las 16 horas nos reuniremos en el predio del encendido del arbolito en autos particulares, teniendo en cuenta y respetando el aislamiento preventivo; con el fin de hacer una marcha de concientización de la lucha contra el abuso sexual infantil, lo cual es a nivel nacional”; concluyó Ivana Miranda.

Por otro lado, la referente del movimiento, Colomba Nasca indicó que “no podemos seguir paralizados, se tienen que tomar medidas. Los imputados deben declarar; los delitos de abuso sexual no pueden esperar”; haciendo referencia a que desde el 19 de marzo se han detenido los procesos judiciales dado que se suspendieron las declaraciones en Cámara Gesell de los menores y las de los imputados.