El secretario de Industria de Tierra del Fuego, Juan Ignacio García, se refirió a las negociaciones para la extensión del subrégimen industrial, que vence en 2023.

“El tema está en pausa hacia afuera, pero desde acá se están resolviendo cuestiones técnicas. En algunos aspectos ya hay acuerdos importantes. Lo complicado es trasladar eso a una definición técnica legal. Se pretende no dejar frentes abiertos para no dejar abiertos cuestionamientos legales”, dijo García por FM Masters.

Y agregó: “Las empresas tienen que hacer un aporte. Por otro lado, tenemos que poder garantizar el desarrollo del régimen, pero garantizando que no haya crecimientos excesivos del costo fiscal, eso hay que trabajarlo con equipos de abogados”.

El domingo, el gobernador Gustavo Melella insistió en la necesidad de que continúe el régimen de promoción para la industria electrónica en la provincia, “con mejoras” que permitan ampliar la matriz productiva del distrito austral.

“La extensión del subrégimen industrial para Tierra del Fuego es urgente e indispensable. Es urgente porque tanto los trabajadores como las empresas y nosotros, el Gobierno, necesitamos tener la certeza de que se va a extender por los próximos 25, 30, 50 o 70 años; lo que determine el Gobierno nacional”, dijo Melella.

“Hay tiempos de la política que son complicados y tienen al ministro de desarrollo productivo en una agenda complicada como para meter este tema como algo urgente”, señaló García.

Y advirtió que “hasta fines del 2023 las empresas pueden seguir operando. Son dos años y medio. En general, las grandes inversiones de la industria por suerte se han hecho, hay capacidad instalada. Pero queremos que esto se defina, falta que el tema quede abrochado. Pero hay dos años y medio por delante, en ese sentido no hay planteos que nos estén afectando en el corto plazo”.

Según García, “hubo un trabajo en etapas que tuvo que ver con poder plasmar en un documento la estrategia productiva de la provincia, eso demoró un tiempo y después lo que vino fue empezar a trabajar las necesidades más básicas y hoy por hoy estamos discutiendo a nivel un poco más técnico, hay cosas que están en manos de abogados que tiene que definir en cuestiones técnicas, pero estamos intentando generar el proyecto que contemple todas las necesidades”.

“Desde la provincia tenemos una propuesta concreta y la vamos revisando y buscando la vuelta para que se adecue mejor a las respuestas, requiere intervenciones de áreas que no somos nosotros. Estamos esperando el espacio político para cerrar algunas definiciones”, aseguró.

Y señaló que “los técnicos van a dar su mirada y en una esfera más de índole política se tendrá que cerrar cual es el esquema. La agenda de estos años de Gobierno se distorsionó con la pandemia y nos comió este año y medio, cuando estábamos avanzando en las definiciones del régimen, vino la segunda ola y volvió a cambiar la agenda. Mientras tanto los temas se van definiendo técnicamente.”