Frente al rebrote y la posibilidad de una segunda ola de contagios de coronavirus, la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, dio detalles sobre las estrategias que analiza el gobierno sobre el plan de vacunación y las negociaciones que lleva adelante con otros laboratorios para adquirir más vacunas.

En una entrevista con Página 12, la funcionaria dijo que se evalúa la posibilidad de priorizar vacunar a un mayor número de personas con la primera dosis hasta al menos controlar el rebrote.

“La decisión sanitaria más importante que nos tenemos que plantear es si queremos tener 10 millones de personas vacunadas a marzo con dos dosis o si preferimos tener 20 millones de personas con una sola. En este contexto de pandemia es muy lógico pensar que se pueda vacunar a más gente con la primera dosis y diferir la segunda para cuando ya esté controlado el brote”, expresó.

Las declaraciones de la secretaria surgen luego de que la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) de los Estados Unidos afirmara que una sola inyección de cualquiera de las vacunas de dos dosis pareciera proporcionar una fuerte protección contra el coronavirus. El resultado se obtuvo tras analizar los informes de las Fases III de los ensayos de los laboratorios Pfizer/BioNTech y Moderna.

En este contexto, Vizzotti explicó cómo se procederá con la aplicación de la Sputnik V en Argentina: “En el caso puntual de la Sputnik V se trata de dos componentes distintos y la segunda tanda de 300 mil que llegarán al país la próxima semana serán aplicados a los que se dieron la primera dosis. Pensando en eso, para la segunda entrega estamos pidiendo más dosis del componente uno y no estamos pidiendo exactamente mitad y mitad como hicimos ahora”.

Además aclaró que “los intervalos de interdosis de las vacunas son como mínimo de 21 días, pero si pasa más tiempo entre una y otra aplicación no es un problema relevante”.