Faltan 10 días para que la calzada se habilite al tránsito. Una obra que apunta a mejorar la transitabilidad y accesibilidad al sector de la Margen Sur, dado que El Alambrador representa su principal acceso.

Se trata de los trabajos de pavimentación que la Municipalidad de Río Grande desarrolla sobre la calle El Alambrador, arteria que representa el acceso principal al sector de la Margen Sur de la ciudad, específicamente al Casco Viejo de la zona.

Desde el área encargada informaron que está en la etapa final el fraguado del hormigonado de El Alambrador y se estima que en días se podrá habilitar al tránsito.

Recordaron que hace 15 días aproximadamente se había culminado con el vertido de hormigón en la calzada, el cual se trata de una intervención de 300 metros lineales, con un ensanche en 100 metros que va desde Portolán hasta Submarino Santa Fe.

Cabe destacar que la obra se desarrolló mediante administración, con personal y maquinaria de la Dirección de Obras Viales. El mismo se enmarca en el Plan Integral de Remediación, Saneamiento y Bacheo que se está ejecutando en diversos barrios.

Con la obra se apunta a mejorar la transitabilidad y accesibilidad a un sector neurálgico de Río Grande.