Tres accidentes viales con alcohotest positivo se produjeron este domingo por la mañana en Río Grande, con idéntica cantidad de rodados secuestrados por parte del personal de la Dirección de Tránsito Municipal.

El primero de los siniestros se conoció minutos después de las 5 de la madrugada, cuando personal policial fue alertado y asistió hasta la intersección de Islas Malvinas y Combate de Montevideo, en uno de los accesos al parque industrial.

En esa esquina semaforizada un vehículo Ford Fiesta colisionó de frente contra un poste de alumbrado público y se solicitó la presencia de una ambulancia de manera preventiva para el conductor de 21 años, Gerardo Soto García, quien omitió ser trasladado y además se negó a rubricar con firma el certificado del nosocomio local, por lo que se procedió a su detención contravencional por encontrarse en estado de ebriedad.

En cuanto a los daños materiales, el personal de la Cooperativa Eléctrica realizó las reparaciones del poste, como así también se apersonó Bomberos de la Policía y Voluntarios.

Por su parte, agentes de tránsito procedieron a secuestrar el rodado por alcohotest positivo del conductor.

Alrededor de las 7:20 se constató otro incidente vehicular en Fagnano al 1600, donde Una camioneta Fiat Strada impactó a dos vehículos estacionados (un Renault Capture gris y una camioneta Ford F100).

Al realizarse el test de alcoholemia, el conductor Mario Cardozo resultó positivo (1,9 g/l) y, en efecto, se secuestró su vehículo.

Apenas minutos más tarde, el último de los accidentes tuvo lugar en una calle sin nombre, detrás de un conocido mayorista de la ciudad, cercano al acceso sur de Río Grande. Un rodado Jeep Renegade conducido por Eloy Salva, de 41 años, se desbordó en el lugar y cayó a un pozo, sin registrarse heridas en el único ocupante.

La Dirección de Tránsito realizó el alcohotest, que resultó positivo, y el vehículo fue derivado al corralón municipal.

Robo en la zona céntrica

Entre otra de las novedades policiales se constató el robo de una consola de videojuegos en una vivienda de Moyano al 1000, en la zona céntrica de la ciudad, después de la medianoche del sábado.

Un hombre forzó la puerta del domicilio y posteriormente fue aprehendido en calle Alberdi y Don Bosco, identificado como Carlos Fernando Roldán de 40 años. El sujeto poseía una barreta y una consola de juegos.

Se localizó a la damnificada quien dio cuenta de los daños sobre la puerta en el sector de la cerradura y la sustracción de una consulta Play Station 4 coincidente.

Intervino la Fiscalía en turno y culminado los trámites el hombre recuperó la libertad. Fue citado a audiencia para este martes a las 11:00.