Ayer por la mañana trabajadores de la empresa electrónica Brightstar realizaron una asamblea en reclamo por la continuidad laboral, frente a la incertidumbre que se vive en el sector metalúrgico en general y en dicha fábrica en particular, teniendo en cuenta las suspensiones que se han llevado adelante en el último tiempo así como la reducción del plantel que pasó de 2800 trabajadores a 450.

Al respecto el secretario General de la Unión Obrera Metalúrgica (UOM) Río Grande Oscar Martínez explicó que se declaró un estado de asamblea permanente “Es una situación complicada que viene extendiéndose desde hace algún tiempo, donde lamentablemente en el último periodo la empresa no ha avanzado en mantener reuniones y esto ha generado un nivel de ansiedad y angustia, teniendo en cuenta que el 6 es el último día de actividad” al tiempo que remarcó que la preocupación de los trabajadores pasa “primero por un licenciamiento y después por el inicio del periodo vacacional, esto hace que haya preocupación en demasía porque no hay alternativas al regreso de las vacaciones”.

El dirigente metalúrgico aclaró que se encuentran “trabajando sobre esta situación” y que desde la organización gremial han “mantenido distintas asambleas con los compañeros y las compañeras, porque la empresa además pretende avanzar en una reducción sobre los salarios actuales lo que complica aún más realidad”.

Incertidumbre

Martínez indicó que “la asamblea, por absoluta unanimidad, ha resuelto transitar las próximas jornadas en estado de asamblea permanente. Tanto dentro como fuera de la planta, porque hay un número importante que está licenciado” y aseguró que “nos mantenemos aquí en la estructura que está montada afuera del establecimiento y el resto sin prestar actividades dentro de la empresa, esto afecta a la totalidad de los trabajadores”.

Asimismo el Secretario General de la UOM aclaró que “hay un número de 450 operarios que están contemplados en la dotación y la totalidad de ellos están siendo afectados, en distintos momentos, por este tipo de medidas y situaciones. Ha habido una reducción importante del personal en esta empresa, que en el año 2014 superaba los 2800 operarios y en la actualidad apenas alcanza a un poco más de 450”.

El dirigente metalúrgico especificó que en Brightstar el panorama se diferencia de otras plantas. “En principio hay discusiones en la mayoría de los establecimientos, aquí lo que ha habido es un retraso en las reuniones, en las propuestas y en las alternativas para intentar encontrar una instancia de resolución del conflicto. Teniendo en cuenta que el próximo seis es el último día laborable, esto genera mayor ansiedad y angustia”.