Matías Rodríguez, Eugenia Duré y Pablo Blanco juraron ayer como como senadores nacionales por Tierra del Fuego, en una ceremonia encabezada por la vicepresidenta Gabriela Michetti.

«Por el pueblo de mi amada Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur» fue la jura que realizó Rodríguez ante la Cámara Alta.

Tras realizar la jura ante la presidente del Senado, Rodríguez aseguró que se trató de un momento “emotivo, donde tuve presente en cada minuto lo que vivió nuestra provincia estos cuatro años”.

Rodríguez recordó que “tuvimos 4 años muy duros donde Tierra del Fuego resultó sumamente afectada por las políticas que implementó el gobierno de Mauricio Macri”. Hizo hincapié en que “se perdieron miles de puestos de trabajo, millones de argentinos y argentinas fueron empujados a la pobreza, y tuvimos un endeudamiento récord”.

“Hoy tenemos la responsabilidad de, entre todos y todas, poner a la Argentina de Pie, y acompañar a Alberto y Cristina en este proceso, que será difícil, pero que son las personas indicadas para conducirlo” remarcó Rodríguez quien aseguró que “estamos a disposición para brindar todo el apoyo necesario desde nuestro lugar en el Senado de la Nación y brindarle al ejecutivo las herramientas necesarias para poner en marcha a la Argentina”.

Finalmente remarcó que “hoy tenemos la responsabilidad de representar al pueblo fueguino en el Senado de la Nación, de la misma manera que lo hicimos durante 4 años en la Cámara de Diputados, vamos a trabajar por defender los intereses de nuestra provincia entendiendo también el lugar que nos toca para fortalecer esta nueva gestión de Gobierno a cargo de Alberto y Cristina”.

“Por el pueblo de Tierra del Fuego, por los argentinos y argentinas que no aflojaron, sí, juró”, dijo la senadora María Eugenia Duré al prestar juramento en el Congreso de la Nación.

La exconcejal de Río Grande juró a su nuevo cargo acompañada por sus padres y fue una de los 24 senadores electos en octubre que asumirán sus bancas a partir del 10 de diciembre.

 Sin luz

Según detalla el portal parlamentario.com, un corte parcial de luz se llevó el protagonismo de la sesión preparatoria de ayer, en la que Gabriela Michetti se despidió como presidenta de la Cámara alta. Una falla en una fase eléctrica obligó a apurar los trámites y a las 14.42, cuando hacía pocos minutos había empezado la ya demorada reunión, se informó que una cuadrilla estaba trabajando en las afueras. Momentos después, Michetti afirmó que había que concluir con todo en una hora, por lo cual se acelerarían las juras. Por los inconvenientes no funcionaba el tablero del recinto ni había iluminación en algunas escaleras de acceso a las galerías. Terminada la sesión, el Senado fue evacuado.

Cristina, la gran ausente

La renuncia a su banca como senadora fue la primera en leerse. La vicepresidenta electa, que se encuentra en Buenos Aires, no asistió a la sesión preparatoria. A partir del 10 de diciembre será la nueva titular del Senado. Su lugar dentro del recinto lo ocupó Jorge Taiana, quien juró en su reemplazo, para completar el mandato hasta 2023.

Gobernadores presentes

Asistió a la jura de senadores el gobernador de Santiago del Estero, Gerardo Zamora, quien acompañó a su esposa Claudia Ledesma Abdala -nueva presidenta provisional de la Cámara alta-; el mandatario formoseño Gildo Insfrán y la gobernadora electa por Río Negro, Arabela Carreras, quien vio jurar como senador a su antecesor Alberto Weretilneck. Junto a ellos estuvo también el ministro del Interior, Rogelio Frigerio, y el diputado nacional José Luis Gioja, y el vicegobernador de Río Negro, Pedro Pesatti.

Por los Santos Evangelios

De los 26 senadores que juraron este miércoles, fueron 11 los que lo hicieron poniendo su mano sobre el gran ejemplar azul de la Biblia. Fueron el chaqueño Antonio Rodas; los entrerrianos Alfredo De Angeli y Edgardo Kueider; los neuquinos Lucila Crexell y Oscar Parrilli; los salteños Sergio “Oso” Leavy y Juan Carlos Romero; los santiagueños Claudia Ledesma Abdala de Zamora, Gerardo Montenegro y José Neder; y el fueguino Pablo Blanco.

Fuera de protocolo

“Por la memoria activa de los 30 mil desaparecidos en Argentina”, juró la salteña Nora del Valle Giménez; mientras que la fueguina María Eugenia Duré -que portó en su muñeca el pañuelo verde a favor del aborto legal-, lo hizo por “el pueblo de Tierra del Fuego y por los argentinos y argentinas que no aflojaron”. “Por los valores y los principios que me enseñaron mis padres”, expresó por su parte el entrerriano Alfredo De Angeli.