Así lo informó el medio BAE negocios, indicando que la cadena de electrodomésticos Garbarino, con presencia en el país desde 1951, sufre de  una notoria caída de las ventas,  impulsada por la devaluación y la inflación, que hicieron que la empresa comunicará a sus empleados que por ahora, sólo podrá pagar el 50% de los sueldos.

Garbarino cuenta con 152 sucursales en todas las provincias el país y tiene 4300 trabajadores. Desde la cadena que comercializa artículos para el hogar, electrodomésticos, electrónica e informática señalaron a BAE Negocios que «la compañía está con un problema de liquidez y para no retrasar más el pago de los salarios de los empleados decidió abonar la mitad de los sueldos y trataremos de anunciar que en breve, cuando se cancelará el resto».

La empresa además de su cadena de retail produce en Tierra del Fuego televisores y celulares con la marca Samsung y LG y aires acondicionados.

Desde la cadena se encargaron de aclarar que el tema de iliquidez será resuelto en breve y que quieren llevar tranquilidad a sus empleados. Sin embargo, esta decisión se enmarca en un contexto donde todos los sectores enfrentan problemas por la caída del consumo.

Seis empresas del sector automotor suspendieron personal, incluso en Tierra del Fuego el sindicato de la UOM cerró un acuerdo de no despidos por dos años, a cambio de la no reapertura de paritarias. Sin embargo, este año el acuerdo se ajustó y otorgaron un 24%, a cambio las empresas acordaron la suspensión de empleados.

Fuente: BAE Negocios