El monto total de la obra de saneamiento de la laguna Seca y de los Cisnes es de $29.400.000. Se realizaría con fondos de la provincia y llevaría 6 meses (180 días) de trabajo.

“Es una disposición de la gobernadora que encomendó el ministerio de medio ambiente para que busque una solución a un problema de muchos años. Por lo que el ministerio de medio ambiente ha elaborado un plan para que se puede solucionar este problema de la laguna, que debería ser una solución definitiva”, dijo el secretario de Hábitat y Servicios Comunitarios, Alberto Ibarra, por Fm Aire Libre.

La obra se basa en la instalación de una toma de agua en el Río Grande, mediante una bomba de agua, con un caño que llegaría a la laguna, que, mediante bombas impulsoras, mantendría la humedad suficiente en la laguna durante los meses de verano.

Una vez firmado el convenio con los propietarios de la estancia María Behety, la semana que viene comienza el proceso licitatorio con una convocatoria pública.