Rafael Enríquez, hermano del  suboficial segundo y tripulante del ARA San Juan, dijo que “la mayoría sabe que la última comunicación que tuvieron fue el 15 de noviembre. La armada le está dando una mano a todos, para que los familiares se queden tranquilos que sigue la búsqueda, no es como dicen los medios”

Con respecto a la información que circula de la inteligencia naval de los EEUU, donde dice que el submarino se hundió por un impacto y que los tripulantes murieron al instante, Rafael Enríquez dijo que “hay muchas informaciones pero tampoco salieron a decir nada si la información de Estados Unidos es así o no”.

Por FM Aire Libre, Rafael coincidió con los dichos del vocero de la armada Enrique Balbi, quien había manifestado la posible contratación de dos empresas privadas para la búsqueda: “una ya estuvo en la zona, les cobran 100 dólares por hora y 1000 dólares por día.”

El familiar del suboficial Enríquez también dijo que los familiares se están apoyando entre todos y que la armada “le sigue pagando el sueldo a las familias que están destrozadas.”