Así lo afirmó Daniel Rivarola, secretario Adjunto del Centro de Empleados de Comercio de Río Grande. El hecho ocurrió en el multirubro “Perlita´s”, en el barrio Austral, donde los inspectores que recorrían la zona para verificar la existencia de empleados en negro, fueron agredidos con un palo por los dueños del local.

El comercio está ubicado en la calle Tolhuin, del Barrio Austral, de donde salieron al menos cuatro personas que terminaron agrediendo a los inspectores.

“Le pegaron entre 4 y con un palo de escoba. Hay otro inspector, con un solo golpe que también hizo la denuncia. Nos va llevando esta situación económica a este tipo de situaciones. Ya habíamos tenido un problema hace unos meses atrás, a pesar de la agresión verbal le pedimos que queríamos que pongan en blanco a los empleados”, dijo Rivarola por Fm La Isla.

Y agregó que “nosotros estamos haciendo el trabajo que debería hacer el estado”.