Así lo anunció el intendente Martín Pérez, luego de la reunión con ATE de este mediodía, donde se acordó un aumento promedio de 5 mil pesos bonificable y remunerativo.

La asignación de categoría crecerá, aproximadamente un 35%. Además, se acordó, junto a los representantes gremiales, duplicar la ayuda escolar y aumentar en un 50% las asignaciones familiares. A su vez, el presentismo deja de ser una suma fija de 2000 mil pesos, para transformarse en un 7,5% de la escala salarial (asignación de categoría y zona).

“El 50% se va a dar a partir del 1 de febrero, luego otro porcentaje en junio para el aguinaldo y a los tres meses el saldo restante. Son $5200 de recupero salarial”, dijo el Secretario de Gobierno Gastón Díaz.

Según Díaz, el acuerdo alcanzado “tenía que ver con ingresar una suma que estaba estanca. Era remunerativo, pero no era bonificable. Al ser incorporado al básico en cada una de las categorías va a hacer que mejore los haberes de los jubilados municipales, porque va a impactar en los haberes previsionales”.

Mientras que desde ATE, Felipe Concha expresó que “Veníamos trabajando hace tiempo, logramos la mejora salarial que veníamos reclamando ahce tiempo, los trabajadores querían el aumento inmediato, es el primer aumento del intendente que escuchó el reclamo de los trabajadores”.

“El gesto del municipio de sentarse a dialogar, le quitarán a algunos que seguro que lo van a criticar, pero le doy las gracias a Martín y a Gastón por este acuerdo maduro, es mi primer aumento como secretario general, y es una responsabilidad muy grande, espero no haberme equivocado”, agregó Concha.

Por primera vez, el item presentismo va a ser remunerativo y móvil, y pasa a ser el 7.5% de la escala de revista de cada agente. “Era una suma fija de $2000, que pasa a ser, se aplica a todos los ítems y al presentismo”, explicó Díaz.

Y agregó que “otro de los acuerdos que tuvimos es incrementar en el 50% las asignaciones familiares. El 4to punto que el gremio nos plateo es duplicar la escolaridad que estaba en $2040 y pasa a ser $4080, impacta en la liquidación de los primeros días de marzo”.

Según Díaz, “el aumento promedio sería del 30% o 33% porque impacta en todos los demás ítems. Al quedar sin ítems fijo, las próximas discusiones salariales serán mucho menos complejas”.